El director del teatro español, Juan Carlos Pérez de la Fuente, ha sido cesado por el equipo del ayuntamiento de Madrid, del partido Ahora Madrid, filial de Podemos.

Consideramos injusta esta decisión porque Pérez de la Fuente ha sido, es, y será, un hombre de puro teatro.

Elegido , ademas , en su día con criterios de transparencia, rigor, y fiabilidad.

Conocemos a Pérez de la Fuente desde hace muchos años. Más de 20. No olvidamos lo mucho que hizo por el teatro universitario, dirigiendo aquellos colegiales que tenían ganas de hacerte a teatro. Nunca pidió nada cambio. Solo sembrar la semilla del amor por el teatro.

A Pérez de la Fuente se le debe también haber recuperado para el teatro a leyendas de nuestra escena como Amparo Rivelles, Alberto Closas o la inolvidable actriz y dama del teatro español, María Jesús Valdés.

Pérez de la Fuente no es un hombre de teatro que se vaya arrastrando por las alfombras del poder. Es un hombre independiente. Y como tal saldrá adelante de esta cacicada política.

Que más da quien te elija si eres bueno.

Una vez más la política y el dirigid amo ideológico  se mete en el escenario de la cultura, y lo estropea.

Los teatros públicos deben estar regidos con criterios de buenas prácticas, de meritocracia, de responsabilidad, y de rendición de cuentas, y Pérez de la Fuente cumplía, desde su elección, con todos estos requisitos.

Si este es el camino que el equipo de AhoraMadrid del Ayuntamiento de la capital de España pretende imponer, nos recuerda más a las decisiones dictatoriales de países que traen el eco de Sudamérica, precisamente donde ellos se inspiran.

Juan Carlos ánimo, el teatro español, y tus amigos de los teatros de España, estamos contigo.