La Asociación Nacional de Amigos de los Teatros Históricos de España (AMIThE) lamenta el fallecimiento del gran actor catalán José Sazatornil «Saza», un extraordinario cómico dotado de un haz de habilidades innatas que le hacían rayar la perfección en la interpretación teatral y cinematográfica. 
Por su trayectoria teatral,  con más de sesenta años en los escenarios de España, Saza recibió en 2005 el premio nacional de teatro Pepe Isbert, que otorga AMIThE, en las tablas del histórico Teatro Circo de Albacete, provincia a la que estaba unida no solo por cosechar grandes éxitos en este escenario, como una recordada Filomena Marturano junto a Concha Velasco, sino también por formar parte del mítico reparto de la películaAmanece que no es poco, rodada en la sierra albaceteña, junto a otra gran actriz ligada a esta Asociación, como fue Maria Isbert.  
En el trato personal, Saza era un extraordinario caballero que encarnaba en su vida los mismos valores que le acompañaron en la caracterización de sus personajes: educación, elegancia, credibilidad, coherencia y empatía. José Sazatornil, aunque prefería se conocido como Saza, fue mucho más que un gran actor secundario.